sábado, 27 de septiembre de 2008

El Sr.Stuttgar, el imbécil enemigo imaginario.

Recuerdo de niño, cuando la televisión era en blanco y negro, en B/N, como dicen algunos listos, haber visto una película de un hombre que tenía un amigo imaginario, un conejo gigante de dos metros, en el que proyectaba sus temores y valentías, sus aciertos y sus errores, y etc. etc.

Esto del amigo imaginario no es nuevo y, es bastante utilizado como recurso en algunos otros filmes.

El Sr.Stuttgar, si es nuevo, al menos como enemigo imaginario, en el que vamos a proyectar otras cosas. De entrada vamos a decir de él, que es un ignorante real, un pedante que no sabe hacer la o con un canuto y sólo posee un ego aplastante que anula a todo el que está a su lado.

Como ignorante que es, es muy atrevido y es capaz de meter la pata hasta los cojones sin importarle las consecuencias que puedan tener sus actos. Por otro lado, es quien niega que exista la dislexia. Él dice: "...no, eso es que tiene que madurar".

Ya esta bien Sr.Stuttgar. ¿o es que la dislexia también tiene variaciones como las variaciones que puede tener la música?

¡Sr.Stuttgar, ya está bien!. Si entramos en Wikipedia, podemos leer cualquier cosa, de hecho, creo que hoy por hoy, y pese a que en Wiki, escriben muchas mentes privilegiadas, cualquier Sr.Stuttgar puede, con toda impunidad decir que la dislexia tiene variaciones, como la discalculia, o como la ... mejor me callo.

Por tercera vez, ¡¡ Ya está bien !! de tomarnos el pelo y decirnos: "...es que la dislexia es un trastorno, que..." Vd. si que es un trastorno para nosotros, como bien diría, creo yo, el amigo Cadaver.

1 comentario:

Efímero dijo...

Si si si, así es, así lo hubiera dicho pero ya algo mas cabreado, pq lo que pasa con el tiempo es que el cabreo aumenta, y no la dislexia.

Como verás me he cambiado de nick, jeje, un saludo

Por cierto, has leido lo otro k puse en lo de la intuició?